Programa electoral: inspección y control de las residencias de mayores

Tu voto tiene que eliminar el maltrato al residente

Inspección, inspección, inspección... Control

¿Algún partido se compromete a controlar, a inspeccionar, a obligar, a legislar protocolos de horarios, de ratios, a responder a las quejas de las familias de forma obligada, a velar para que el cuidado de nuestros mayores no sea un negocio para desalmados sin escrúpulos? Todos los negocios son para ganar dinero, pero tienen que atenerse a una legalidad, las residencias privadas son un negocio: inspecciones, control.

Protocolos claros y de obligado cumplimiento: horarios racionales y controlados, uso de baños individuales para evitar la propagación de infecciones, no un uso abusivo de pañales, comidas caseras y con tiempo necesario para que puedan saborearlas, medicación controlada, tiempo mínimo de atención a cada residente según su necesidad.

Inspección, inspección, inspección... Control